El blog de Antoni Manchado » La educación y la tecnología

dic 17 2010

La educación y la tecnología

Ayer tuve ocasión de hablar de este tema de manera amateur con profesionales de las TI, y constaté que, como todo en la vida, el tema es un prisma con, casi,  infinitas aristas. Yo creo, desde una de esas aristas, que la cultura del esfuerzo no está de moda en estos años de principio de siglo, en los que se discute sobre las copas de los árboles, cuando deberíamos hacerlo sobre la luna, que está sobre ellas.

Luego, en casa, me encontré con un video en youtube en el que se dice textualmente que “los 10 empleos más buscados en 2010, no existían en 2004″, de lo que es razonable deducir que, probablemente, estamos educando a los estudiantes de los últimos cursos de la ESO y de Bachiller para desempeñar tareas que no existen aún. Por ejemplo, si las personas que pasaron por las facultades de periodismo hace 5 años hubieran podido prever la situación actual de los Social Media, seguro que habrían modificado sustancialmente su curricula, ¿no?. ¿El/la  médic@ ha de tener las mismas competencias en un mundo abocado a la telemedicina?

Añade el vídeo, para complicar mas la situación que, también probablemente, instruímos a los más jóvenes en el manejo de tecnologías que serán añejas, como el buen vino, en cuando ellos tengan 30 años. Y para enfrentarse a  problemas que, en ese momento, no serán tales. Sólo que las tecnologías se comportan de manera opuesta al vino, que mejora al envejecer. Y, encima, son herramientas para resolver esos problemas que ni visualizamos.

Todo eso da mucho que pensar, y tal vez deberíamos centrar nuestras reflexiones y debates en esos aspectos, el esfuerzo, la tecnología, las competencias, pensando en esas claves y no haciéndolo en las pruebas PISA, por ejemplo, o en si las máquinas han de ser netbooks o tabletas, o en cuáles son los mejores sistemas operativos. Vamos digo yo!

Bueno, tal vez te parezca esto una reflexión estéril, pero organizar think tanks que trabajen en ésto me parece mucho más motivador, sugerente y, sobre todo, necesario y productivo que enfrascarnos en lo de siempre, en si hay que repetir curso y con cuántas asignaturas, o en si faltan horas de tal o cuál asignatura en ese o en ese otro curso, etc. En definitiva, somos intrusos analógicos en un mundo digital, y pensamos el futuro en claves del pasado.  En una època los pioneros eran los descubridores de tierras, luego lo fueron los ecologistas y el siglo XXI va a  ser el de los Innovadores. Repensar la educación a su lado es la única garantía de éxito, en mi humilde opinión.

FacebookTwitterGoogle BookmarksLinkedInMeneameShare

9 responses so far

9 Responses to “La educación y la tecnología”

  1. Pancho dice:

    Hola Anotni,

    Que bien que topas este tema. Tengo un niño de 1 año y me preocupa mucho su educación a futuro, veo que los “profesores” si se les puede llamar así no aprovechan nada la tecnología, es mas he visto que muchos no quieren ni aprender por no les pagan mas. Mi hijo está experimentando situaciones que para nuestro cerebro en si son nuevas, por ejemplo el no entiende el teclado, si no es táctil no le gusta, juega con mi iPad naturalmente y ver que cuando sea mayor se topará con un profesor que le dirá como repetir la historia es algo que me desquicia.
    El problema no es la tecnología y la educación, es el sistema educativo en sí, si no, porque tanto fracaso escolar, muchas veces los alumnos se aburren de los profesores. La información ya no está en los libros de texto ni en el conocimiento limitado de profesor, está en todos nosotros y al acceso de un click, el sistema debe cambiar al modelo de “ahí está todo, aprendamos a filtrar y usarlo, para poder aportar” y no crear simples máquinas repetidoras de errores humanos.

    Te comparto un par de links que explican, profesionales, el punto de vista que intento explicar. Espero te sean de ayuda y ya que estás en contacto con la administración hagan algo de una vez y no solo se dediquen a sacar leyes que nadie entiende ni sabe como aplicarlas.

    http://www.ted.com/talks/lang/eng/sugata_mitra_the_child_driven_education.html
    http://www.ted.com/talks/lang/eng/ken_robinson_says_schools_kill_creativity.html

    Esta foto es el método de enseñanza de la Escoleta donde llevo a mi peque.
    http://www.flickr.com/photos/photolonch/5268423230

    Si el sistema público nos involucrara aprenderíamos a ser mas eficientes con el, no?

    Saludos.

  2. Euclides dice:

    Buenas,
    Los prismas tienen 12 aristas …
    Saludos

  3. [...] This post was mentioned on Twitter by pancho pérez, Pep Alcover. Pep Alcover said: La educación y la tecnología http://j.mp/ic8EGS via @AddToAny [...]

  4. Gracias Euclides y Pancho, por vuestras aportaciones.
    Pancho me leeré esos links.
    Pep, gracias por compartirlo

  5. Guillermo dice:

    Hola Antoni
    Me parece muy interesante el tema que planteas y tu sugerencia de que debemos buscar un nuevo rumbo en la educación. Sin embargo, no estoy de acuerdo en que estemos educando a alumnos a realizar tareas que todavía no existen (aunque no exista el trabajo, la tarea ya existe). La ESO y el Bachillerato no es formación profesional, por lo que no tiene ningún sentido pensar (para organizarlas) en las profesiones que desempeñarán. La finalidad es el desarrollo integral de la persona, por lo que sería un flaco favor a estas etapas educativas pensar en términos laborales. Nuestras vidas no es sólo nuestro trabajo. Y nuestro trabajo no se puede aprender en el colegio, ya nos lo enseñarán. En el colegio nos tienen que formar como personas capaces de trabajar entre otras muchas cosas.
    En cuanto a lo de las “tecnologías añejas”, sucede un poco lo mismo. Lo importante no es la tecnología que desarrolle, sino las habilidades y capacidades que desarrollen. Las tecnologías concretas que utilizarán las aprenderán en su momento, pero deben estar capacitados para hacerlo. Lo mismo de respetable es el profesor que utiliza un ordenador para enseñar que el que utiliza un cuadernillo. El uso de las tecnologías en la educación no tiene sentido porque luego los alumnos vayan a trabajar con esas tecnologías, sino porque permite el desarrollo de ciertas destrezas de forma más eficaz.
    En este sentido me gustaría contestar a Pancho, pues quiero tranquilizarle porque los profesores de historia no hacen repetir memorísticamente a sus alumnos la historia. La historia es mucho más que eso. En todas las disciplinas se deben memorizar datos (también para usar un ipad), pero eso no quiere decir que la materia sólo consista en memorizar. Sin la historia no comprenderíamos la realidad en la que vivimos, no comprenderíamos las causas de los acontecimientos ocurridos y que ocurrirán. Aprender tal cosa es lo que nos hace libres, porque de otra forma seríamos como un ipad, un instrumento mecánico.
    Pero aprender esto es difícil pues supone comprender, algo imprescindible en nuestras vidas, y que en grado mínimo lo conseguiremos únicamente manejando instrumentos. Para comprender se necesita un gran esfuerzo, porque entre otra cosas debemos saber escuchar, y escuchar, que no es tan fácil. Nuestra sociedad, en parte, está infantilizada. Piensa que todo debe ser divertido, que no tenemos que hacer ningún esfuerzo por nada, por eso no nos escuchamos unos a otros. Se aburren los niños; pues quizá por lo mismo que se aburren al leer, porque no comprenden el juego de la lectura ni de la escucha, porque quizá sólo han jugado con maquinitas, y no han aprendido como escuchar un relato, un cuento. No han aprendido a disfrutar de las imágenes de su mente, y son esclavos a que las imágenes aparezcan en la pantalla.
    Si seguimos despreciando estas asignaturas que aparentemente no nos valen para trabajar, seguiremos cometiendo un grave error. El objetivo no es formar trabajadores, sino personas capaces y buenas.

  6. [...] La educación y la tecnología. [...]

  7. Gracias por vuestros comentarios.
    Sin embargo, Guillermo, yo creo que es pertinente investigar qué tecnologías y para qué. Claro que la vida es mas que el trabajo, pero también es cierto que la formación tiene mucho que ver con tus aptitudes posteriores, y éstas con la manera de desempeñarte en la vida. Es cierto que las tecnologías no son un fin en sí mismas, pero también lo es que desconocer de esta manera el futuro tecnológico, cuando sabemos que va a ser tan radicalmente distinto del presente, añade incertidumbre a la ya de por sí incierta labor docente. Me refiero a que cuando yo estudié, por ejemplo, bachillerato, no había en la sociedad la certeza de que en unos pocos años, 5 o 7, la tecnología iba a provocar cambios en la manera de trabajar, de relacionarnos, de vivir, y hoy sí la hay. Y creo que el sistema docente, todos y todas los implicados en ese sistema, padres, madres, alumnos y alumnas, profesores y profesoras, autoridades reguladoras, la tribú en general debería reflexionar sobre eso, en lugar de repetir miméticamente lo que hacíamos hace, sólo, 5 años.
    Felices fiestas a todos y todas

  8. Guillermo dice:

    Desde luego Antoni estamos en una época de incertidumbres y de urgentes reformas. Pero lo que te quería hacer notar con mi comentario es algo en lo que posiblemente estemos hasta de acuerdo: el error en el que caemos con frecuencia de considerar la formación básica y la bachiller como una formación profesional. No creo que debamos aspirar únicamente a eso. Las nuevas tecnologías cambiarán muchas cosas, pues introducirán lenguajes diferentes que ahora no somos capaces de comprender y aparecerán nuevas formas de relacionarnos y vivir. Los primeros maestros que enseñaron a escribir sin duda que se encontraban con el rechazo de aquellos que no habían sido enseñados con esa tecnología. Las cosas cambiarán, no cabe duda. Pero no hay que confundir el uso de la tecnología con la finalidad de la educación. Habrá que cambiar cosas, pero nunca debería ser empobreciendo la educación con el desempeño de destrezas únicamente técnicas. Debemos aprender a utilizar las herramientas de las que disponemos, evidentemente, y capacitar a nuestros alumnos a utilizar las que posiblemente se usen en el futuro. Pero fundamentalmente debemos enseñar a comprender y a usar la razón y las emociones, el espíritu crítico y creativo. No podemos saber cómo será el futuro, pero sí que requerirá de personas diestras en el uso de estas facultades.
    Es cierto que necesitamos cambios más importantes que el cambio de asignaturas o de sistema. Por eso, tengamos cuidado en nuestro afán de reforma por no condenar áreas como la Filosofía, la literatura, el arte o la Historia por el estudio de cómo escribir en Word. Eso es lo que en parte está sucediendo ya. Los valores parece que sólo se pueden enseñar en casa y el razonamiento no se sabe muy bien donde porque “todo el mundo sabe pensar”. ¿Para que estudiar asignaturas que intentan que reflexiones sobre la realidad que te rodea? ¿Esto vale para trabajar? ¿En qué carrera se pide después? Muchas personas no comprender el valor de esta enseñanza por lo que viendo los cambios creen que lo mejor es suprimirla. Y lo único cierto es que las máquinas ni van a pensar ni a crear por nosotros. Cambios sí, pero no pensando sólo en trabajos, sino en capacidades y destrezas, en la sociedad futura y en el ser humano que debe insertarse en esa sociedad.

  9. Pancho dice:

    Guillermo, gracias por tus comentarios, la verdad me encanta ver como piensas. Espero que los profesores y mas personas tambien vean así las cosas.

    No quiero hacer hincapié sólo en la tecnología, es necesaria, útil e indispensable saber como introducirla en la educación y estoy contigo en que no es solo cuestión de ponerla en el aula. Soy originario de Ecuador y puedo decirte que no todos mis profesores fueron entes repetidores, hubo algunos que nos desafiaban a pensar a tener criterio própio, por ejemplo un profesor de historia nos resumió el año diciendo “lo que hoy os he enseñado es lo que sabemos, seguramente en cambiará pero mejor!, así conoceremos mejor el pasado, pero!, no os creáis todo, la historia tambien tiene matices ;) ” Y nos sembró a todos los que fuimos sus alumnos una estructura crítica con toda la información.

    Es verdad que los profesores necesitan formación, pero ahí creo que lo que realmente necesitan es interés, veo poco interés, mas que nada en algunas generaciones.

    Y es posible que las máquinas puedan llegar a pensar por nosotros pero solo si nosotros no aprendemos a sacarles el provecho necesario ;)
    Algunos políticos siguen tomando decisiones por notros sin oirnos, y ahí es otro campo donde la tencología debe cumplir un papel, que ya no necesitamos Chasquis o Mensajeros que caminen durante días para darle un mensaje al gobernador, ellos saben lo que necesitamos y pensamos, ¿porque siguen haciendo todo lo contrario? Y ahí tambien está la educación. Con el permiso de Antoni, los políticos deben educarse en escucha activa, respuesta sincera y razonamiento social :)

    Porqué los jóvenes ahora no quieren estudiar ni trabajar ni nada, porque el sistema cubre todas sus deficiencias cuando debería enseñarles Filosofía de una forma mucho mas dinámica, estoy contigo Guillermo que la Filosofía es la mejor arma para curar a una sociedad pero no podemos usar el mismo método con el que me la enseñaron, por suerte ya en la Universidad leí “El mundo de Sofia” y me reencontré con ella, ellos, con todas las formas de pensamiento para saber y entender la sociedad.

    Feliz 2011!

Leave a Reply

Additional comments powered by BackType

Get Adobe Flash playerPlugin by wpburn.com wordpress themes